Cinco errores que solemos cometer antes de un examen

No cometas estos errores antes de un examen…

Todos/as estamos nerviosos antes de un examen y esto a veces nos lleva a cometer errores tontos. Te presentamos a continuación Cinco errores comunes para que los tengas en cuenta en tu próximo asalto.

1- Ir al examen con falta de sueño 💤

El día antes del examen, intenta descansar lo mejor que puedas. Si estás muy nervioso/a puedes intentar alguna técnica de relajación. Lo que no debes hacer nunca es ir sin haber descansado lo suficiente, porque entonces tu mente no rendirá bien durante el ejercicio y te podrá jugar malas pasadas. El descanso incrementa la tranquilidad de ánimo, mejora la concentración y la visión positiva de ese momento. 

2- Tomar demasiada cafeína o comer mal ☕

A menos que estés muy acostumbrado a tomar café o bebidas energéticas, es mejor no consumir estas bebidas en cantidad el día del examen con la esperanza de «rendir mejor». Además de los posibles efectos secundarios como palpitaciones, puede provocarte dificultad para concentrarte o urgencia por acudir al servicio en medio del examen.

3- No ir con tiempo ⌚

En días importantes como estos, no hay que dejar nada a la suerte: hay que planificar incluso para los imprevistos. Vete con tiempo de antelación, siempre es mejor llegar demasiado temprano que tarde. Además, ten claro el día anterior el lugar del examen y la hora. .

4- Anticiparse negativamente 😥

Lo peor que puedes hacer es pensar que vas a suspender, porque entonces minarás tu motivación y obtendrás peores resultados. Ya has estudiado, ya te has preparado mentalmente, sabes cuáles son tus fortalezas y debilidades. Solo queda confiar en ti mismo/a y hacerlo lo mejor posible.

5- Carecer de estrategia 💡

Tan importante es saberte los contenidos o saber realizar los ejercicios como tener una buena estrategia de ejecución en función del examen. Si tienes un límite de tiempo ajústate a él, si las preguntas son tipo test y restan valora si merece la pena contestar a aquellas de las que no estás seguro etc. De igual forma, a la hora de estudiar es importante tener una estrategia, priorizando los contenidos fundamentales y ajustándonos al tiempo disponible.