Trucos de nemotecnia para estudiar: ¡ya no se te olvida ese dato!

Cuando de memorizar se trata podemos hacer lo obvio, simplemente tirar de repetición, o podemos hacer las cosas de manera inteligente y recordar de una vez por todas esos datos resbaladizos que se nos escapan del estudio. Para ello está nuestra amiga; la mnemotecnia.✨  La solución es más vieja que un bosque pero quizás no la estés usando.

Sea como sea, y quieras recordar lo que quieras recordar, ¡te traemos los trucos para ello! Quédate leyendo.

Qué es una regla mnemotécnica

Una regla mnemotécnica es un sistema sencillo de asociación entre datos de estudio y datos de nuestra vida cotidiana. Esto nos ayuda a memorizar conocimientos complejos con mucha más facilidad.

Métodos de mnemotecnia

Estos son algunos métodos que puedes probar la próxima vez que te sientes a estudiar esa materia que te cuesta:

Frase

Se trata de tomar la primera letra de las palabras que buscas aprenderte y construir una frase.

Entonces, si quisiéramos memorizar las provincias de nuestra bella comunidad, Andalucía: Almería, Cádiz, Córdoba, Granada, Huelva, Jaén, Málaga y Sevilla.

Nos quedaría lo siguiente: Ana Compró Café en Grano, Huevos, Jamón y Muchos Salchichones.

Para hacer la frase recordable, busca que sea cotidiana. Otra cosa que facilita la memoria es introducir algo gracioso.

Iniciales

Este método es muy simple y seguro que lo hiciste muchas veces. Quédate sólo con las iniciales de aquello que quieres recordar. Un ejemplo de esto es el “ABCDE” para los pasos de primeros auxilios.

  • Abrir vía aérea,
  • Buena respiración,
  • Circulación con control de hemorragias,
  • Delicado Sistema nervioso central
  • Exposición y Examen.

Juego de palabras

Otro truco sencillisimo es la creación de una palabra, que puede ser inventada, con la inicial de lo que quieres recordar.

Ejemplo: los colores del arco-iris equivaldrían a la palabra RANCAVV: Rojo, Amarillo, Naranja, Cian, Azul, Verde y Violeta.

Números largos con frases

Los números se nos escapan especialmente, para recordarlos podemos convertirlos en frase. Cada palabra tendrá el mismo número de letras que el número a recordar.

Ejemplo: 272566327 sería “Me encanta mi perro porque siento que me escucha”.

Me (2 letras), encanta (7 letras), mi (2 letras), perro (5 letras), porque (6 letras), siento (6 letras), que (3 letras), me (2 letras), escucha (7 letras).

Lugares

Este método es de los más comunes a la hora de exponer algo, de manera oral u escrita. Consiste en la asociación de información o datos a lugares concretos.

Imagina un recorrido que hagas habitualmente y asocia cada punto que quieras exponer a un lugar específico de ese camino. Así estructurarás la información, accediendo a la idea y desarrollándola con los detalles.

Para poner el ejemplo vayámonos al super donde haces la compra habitualmente. Debes hablar de la importancia de la reforma educativa y el porqué. Cada tema del asunto a exponer lo anclarás a un elemento significativo de la ruta al super.

Pasas primero por el banco, que te recuerda al impacto económico que tiene un mal sistema educativo, luego pasas por el kiosco, que es azul y rojo, que te recuerda que vas a exponer las medidas educativas de cada partido político, y finalmente llegas a una guardería, que te recuerda la importancia del juego y la diversión en la educación efectiva.

Apuntes ilustrados

Esos apuntes bonitos y subrayados con colores no se quedan en la mera estética. Si eres de quienes arrasan en las papelerías estás de suerte: los textos se recuerdan mejor asociados a colores o imágenes dibujadas alrededor. Esto es porque nuestra mente recuerda más fácilmente una imagen o un color que letras o números.

Ahora ya sabes un poco más de la mnemotecnia para aplicarla en el estudio, especialmente con esos datos áridos que no logras recordar. Esperamos que te sea de utilidad.